Buscar

La lección de José Julio Perlado







José Julio Perlado, antiguo corresponsal de ABC en París, escritor, fue mi profesor de periodismo en la facultad de Ciencias de la Información. Un maestro del periodismo que se ha convertido en un gran maestro de la vida. Dicen que el maestro aparece cuando el alumno está preparado, y entonces no debía yo andar muy lerda que bien que me preocupé en absorber con pasión todo lo que decía, y aquel año de periodismo pervive en mí como uno de los años dorados de mi vida, cuyas enseñanzas se aparecen ahora esplendorosas y llenas de verdad.


Este señor consiguió provocar nuestra sonrisa socarrona de veinteañeros que nos creíamos que nos comíamos el mundo, cuando el primer día de clase nos dijo: “Lleven cuidado los que sufran del corazón, porque este curso van a sufrir mucho, no van a poder dormir, lo van a pasar fatal”. Y nos moríamos de la risa.



Cuatro meses después yo no podía conciliar el sueño: tenía que entrevistar a Tàpies y mi anhelo máximo en la vida era conseguirlo. Y lo conseguí. Con 19 años, y gracias única y exclusivamente a ese señor, publiqué la entrevista en uno de los primeros periódicos de este país. Él me enseñó las destrezas: cómo hay que llamar, cómo hay que escribir cartas, cómo hay que insistir, insistir. Insistir y soñar.


Lo que me enseñó Perlado fue que, como me dijo en una carta suya que me envió después: “con ilusión, perseverancia y confianza se pueden conseguir muchas cosas”. Y cuánta razón tenía… “follow your way, no matter what they say…”


Quiero decir que todos los de mi clase allá por los años noventa hicimos cosas fantásticas ese curso. Y sé que muchos de ellos ocupan cargos importantes ahora en medios de comunicación. Una compañera consiguió entrevistar a Massiel, después de meses de acoso, enviándole un ramo de flores. Y la Duquesa de Alba le abrió su saloncito azul a una de mis compañeras que tan “sólo” le había escrito una carta que la Duquesa consideró muy cariñosa.


La conclusión que saqué ese año es que un vagabundo te puede negar una entrevista y en cambio un conde puede abrirte las puertas de su palacio. A lo mejor buscas un colaborador de prestigio para tu obra y resulta que dice que sí, hay asociaciones sorprendentes en el mundo del arte. Desde que aplico la máxima de “todo es posible” que me enseñó este señor la vida me ha dado sorpresas formidables. Así que, siempre le agradeceré su gran lección. La de “inténtalo, a ver qué pasa”.


Gracias, donde quiera que estés.



Tags: ,,

10 comentarios:

j.julio

Te agradezco tus palabras y tu recuerdo a aquellas clases de periodismo en la Complutense. Veo que te sirvió lo que yo os animaba.
Sigo tu blog.

Carmen M

Gracias, profesor!Qué alegría me acaba de dar. Por supuesto que me sirvió, me sigue sirviendo,ahora que empiezo a dar clases de blogs y que estoy escribiendo cosas que me gustan mucho...Gracias.
Un abrazo

Anónimo

Veo que la cuadrilla de pelotas que surgen tras la estela de JJPerlado no es una cosa nueva. Enhorabuena por tu
blog.

Carmen M

Gracias por tu comentario, sobre todo lo de "enhorabuena por tu blog", porque sí, como dicen en l'oreal, yo lo valgo. ¿Pelotas? ¿De qué estamos hablando? Un señor que me dio magníficas clases de redacción periodística y al que quince años después contacto gracias al estupendo mundo de los blogs, al que aprecio muchísimo y agradezco que él a mí. Para ser pelota, hay que obtener un beneficio. Y yo el único beneficio que tengo es el de la amistad, y agradezco mucho a las nuevas tecnologías este hecho. Gracias por tu comentario, porque a partir de ahora creo que le preguntaré a mi querido profesor qué dónde están esos pelotas y si eso le causa alguna felicidad. Gracias. Un saludo.

Alenarte Revista

Tengo el honor de que don José Julio Perlado forme parte de la Revista que dirijo, honrándola con su pluma y engalanándola con su conocimiento.
Y lo quería decir, porque yo estudié periodismo, terminé en el año 86, don José Julio no me dió clase, pero hoy sigue impartiendo su Magisterio.
Alena. Collar

Wanderer

Yo también aprendí de él. He terminado en otro país y en una profesión distinta, pero cuando estoy depre recuerdo que sólo tengo cinco minutos y luego toca salir a luchar de nuevo.

juanete

a mi me aburren muchos sus clases. Hace 15 años podía enseñar bien pero ahora... los tiempos ha cambiado mucho

Carmen

Pues juanete, you've got a problem. Incluso aunque mi querido profesor según tú no esté al 100%, es que no escuchas. Una sola frase suya puede cambiar tu vida. Pero el buen oyente, el buen alumno, no es común. Y un buen vino, sólo puede ser apreciado por un buen catador. Saludos.

juanate

de NADA me sirve que me cuenten historietas cuando ahora el periodismo es diferente. No te pueden hablar de los periódicos, de los diferentes tipos de editoriales, del ethos... etc cuando eso es algo del pasado. Hay que hablar del periodismo del PRESENTE, empaparse de eso y enseñar a los estudiantes todo lo relacionado con ello. No me sirve de nada que me cuenten aventuras de un periódico cuando son el medio de comunicación que más gente echa a la calle.

Los buenos profesores no son los que más títulos tienen o más historietas te cuentan. Lo son los que realmente más saben sobre lo que ocurre ahora, sobre lo que mejor te puede venir para tu futuro más inmediato, no de lo que podría haber sido tu futuro inmediato hace 50 años.

Carmen

El que desconoce su pasado, nunca podrá dominar su futuro. Atentamente, Carmen Manzanera.

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails