Buscar

Esto es lo último





En cuanto Marga ha entrado por la puerta le he contado lo último de Google, lo último es un decir, porque ya lleva más de un mes y no lo quitan, un anuncio en su portada de “Pierde peso como lo has visto en Oprah Winfrey y en la CNN”, y que parece como si Google hubiera perdido su espíritu inicial, alejado de la publicidad (aparentemente). También le he dicho a Marga que me imagino que todos los obesos de los USA picarán como chinches con el anuncio de marras. Pero si Google era blanquito, blanquito… vamos, que estoy indignada, y he hecho mi acostumbrada defensa de la blogosfera y de lo que significaba esta empresa californiana en un principio: la revolución de la búsqueda; que siguen siendo muy buenos, innovan mucho pero a veces el buscador parece una gran maquinaria de hacer dinero cuya voracidad en la adquisición de formulas de éxito en la red no tiene límites.

Harta del rollo, Marga se ha largado a la cocina y yo la he seguido hasta allí, dale que dale. De repente, y agarrando un cuchillo jamonero como si le fuera la vida en ello, me ha mirado fijamente a los ojos y me ha espetado: “Lucia, siempre te morirás de hambre intentando mil negocios en la red, a ver si te das cuenta ya”. Lo que me ha sentado como una patada en el culo pero le he dicho que yo pienso que ahora ya me muero de hambre como periodista, así que por qué no intentarlo en la red. Luego me ha pedido disculpas, pero se ha pasado tres pueblos.

Ella en realidad esta mucho más interesada en la vuelta del vinilo, que todos los años tiene dudas existenciales sobre si explicar o no a sus alumnos la grabación mecánica (que está no sé si anacrónicamente en el programa de estudios), que casi nunca lo hace, a favor de la grabacion digital, pero que el vinilo ha pervivido en manos de coleccionistas y DJ,s y que ahora resulta que hay una empresa en el sur de Francia que fabrica ocho millones de unidades al año y que el popular acetato se está volviendo a poner de moda.

Vinilo

Dice Marga que en realidad se echa de menos el característico sonido del vinilo, que ese ruido de fondo característico de la grabacion y reproducción mecánicas aportaba un color inconfundible al sonido y que muchos están intentando volver a esos orígenes auditivos. Precioso, Marga, nolstálgico, y sobre todo muy práctico, tú y tu tontuna con el vinilo.


¿Y a ti qué te molesta del dichoso anuncio en la portada de Google? Pues cámbiate de buscador y ya esta!

Y yo me he ido murmurando: no, no me cambio, que yo soy googleliana total, y los otros buscadores aún llevan mucha más publicidad, pero echaré terriblemente de menos ese blanco níveo…en fin. Sniff.

Lucía Scoop

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails